“ATRÉVETE A SABER”


Es el lema que identifica a la Dirección General de Educación, organismo que celebró sus siete años de vida
Por Lic. Cecilia Vergara / Foto por PC Sonia Pereyra
ingrese descripcion de la imagen ingrese descripcion de la imagen ingrese descripcion de la imagen


El 18 de marzo de 2011 se creó la Dirección General de Educación (DIGEDUC) en cumplimiento de las directivas emanadas por el Ministerio de Defensa y, como resultado de una adecuación de las estructuras organizacionales de las tres Fuerzas Armadas con un objetivo de compatibilizar las áreas de responsabilidad respectivas. Fue así que las tareas y funciones especificadas de la educación se desagregaron del entonces Comando de Personal del cual pertenecían desde el año 1999.

En este marco, el 21 de marzo, para celebrar el séptimo aniversario del organismo se realizó una ceremonia en el edificio Cóndor que fue presidida por el subdirector general de Educación, comodoro Claudio Salaberry. También, asistieron directores y jefes de organismos pertenecientes a la Dirección dentro de la Guarnición Aérea Buenos Aires, el rector de la Facultad de la Fuerza Aérea Argentina, brigadier (R) Hugo Di Risio; jefes de departamento, personal militar y civil e invitados especiales.

Como todo acto institucional, comenzó con la entonación el Himno Nacional Argentino y continuó con una invocación religiosa por parte del capellán del edificio Cóndor, presbítero Sergio Fochesato, quien en su plegaria manifestó que “educar es poner al discípulo bajo el imperio y la rectitud de la verdad, al margen del relativismo moral y cultivando lo más genuino de la naturaleza humana”.

En la ocasión, como titular a cargo de la dirección, el comodoro Salaberry transmitió las salutaciones por parte del titular de la Institución, brigadier general “VGM” Enrique Víctor Amrein, del subjefe, brigadier Gustavo Testoni y del director general de Educación, brigadier Mario Colaizzo, que no pudieron asistir al evento por cuestiones del servicio.

Luego, realizó una reseña histórica y actual del organismo. “A lo largo de su historia, los hombres han cambiado pero lo que permanece de manera monolítica es la dedicación de cada uno de ellos que integran el sistema de educación militar al cumplimentar los objetivos particulares y contribuyendo de forma permanente a la misión de la Fuerza Aérea”, manifestó el oficial.

Sobre el legado recibido expresó que los integrantes de la DIGEDUC “somos herederos, continuadores y transmisores de una tradición de cultura aeronáutica militar basada en principios específicos del quehacer aeroespacial iniciado por pioneros de la talla de Jorge Newbery, el brigadier Zuloaga, el brigadier Parodi y otros tantos hombres de la historia de nuestra querida Institución. Tal acervo fue acrecentado por las acciones de nuestros héroes en la gesta de Malvinas y diariamente mantenemos esta continuidad por medio de la planificación y la logística, la formación y el perfeccionamiento, el asesoramiento y la coordinación cada uno de ustedes”.

Y agregó: “Tradición y presente no deben limitarnos. Tenemos que mirar también hacia el futuro. Se pide ejercer las virtudes de fe, justicia, templanza y prudencia pero además, poseer la capacidad de adaptación, evolución e innovación para afrontar los constantes requerimientos de la modernidad. La Institución siempre buscó ampliar sus horizontes, integrando a sus clases de militares experimentados, la visión y el conocimiento de los profesionales provenientes del ámbito civil que, desde su perspectiva, enriquecen los contenidos a ser brindados y participan fundamentalmente en toda Fuerza Armada que aspire a ser una organización futura”.

Parafraseando a Derek Curtis Bok y su famosa cita «Si usted cree que la educación es cara, pruebe con la ignorancia» explicó que por ese motivo “debemos ser eficientes con cada recurso puesto a nuestra disposición. En nuestro organismo se cumplimenta el 30% de las horas de vuelo de la Fuerza Aérea mientras se ejecutan, en paralelo, 3 cursos básicos de aviador militar; estamos incorporando el sistema de armas Texan, considerado uno de los más avanzados a nivel mundial; continuamos con la puesta en funcionamiento de la Universidad de la Fuerza Aérea y debemos mantener los procesos de mejora continua de la calidad educativa. Esto por solo mencionar algunos desafíos”. A la vez que dijo: “Es necesario continuar con la fortaleza que debe caracterizar el espíritu de una organización militar. A aquellos jóvenes que hoy ingresan a la Fuerza Aérea se les debe otorgar estructura, disciplina, valores y virtudes. En ellos legaremos, soportarán sobre sus hombros la responsabilidad, enfrentarán los desafíos y adversidades siendo en el futuro quienes defenderán con entereza los valores trascendentes de nuestra Patria”.

Para finalizar expresó enfático: “Tenemos una misión a alcanzar y la oportunidad de la satisfacción del deber cumplido. El éxito ha sido definido como la planificación concreta, trabajo duro, la ejecución detallada y la seguridad de conciencia que hemos puesto lo mejor de nosotros para la consecución de un objetivo trascendente propio de nuestra vocación”.

Y dirigiéndose al personal dijo: “Hombres y mujeres de la Dirección, los insto a continuar comprometidos, responsables y decididos en su proceder cotidiano y mantener siempre un compromiso de excelencia”.

Con estas palabras concluyó la ceremonia alusiva.


Imprimir


QUIENES SOMOS HISTORIAS DE NUESTRA GENTE NOTICIAS EN VUELO TV NOTICIAS EN VUELO DIGITAL HISTORIAL NOTICIAS EN VUELO CONTACTENOS