2020: AÑO INTERNACIONAL DE LA ENFERMERÍA Y LA PARTERÍA


Los trabajadores de la salud de la Fuerza Aérea Argentina explican en qué consiste cumplir con una función crucial en la “primera línea”: asistir y cuidar en contacto directo a pacientes infectados
--


Este año se cumple el bicentenario del nacimiento de Florence Nightingale, enfermera británica considerada la precursora de la enfermería moderna. Florence Nightingale documentó, evidenció y difundió sus investigaciones al Ministerio de Salud de Inglaterra, permitiendo controlar la mortalidad y la morbilidad por infecciones en los hospitales en el siglo XIX.

En el marco de la pandemia de Coronavirus, la Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró el 2020 como el “Año Internacional del Personal de Enfermería y de Partería” para reconocer al personal de la salud que día a día se enfrenta a esta dura batalla.

Al respecto, la jefa de la División Enfermería del Centro Asistencial Palomar (CAP), Lic. en Enfermería capitán Vanesa Molina manifiesta: “Mi trabajo es muy gratificante, lo realizo con mucho profesionalismo y amor, a pesar de los miedos que surge de algo nuevo como esta enfermedad. Lo importante es brindar una buena atención, acompañamiento y empatía al paciente. Realizando esto nos aleja de la deshumanización que contrajo esta enfermedad (COVID-19), ya que el paciente al ingresar es inmediatamente aislado en un consultorio y se pierde el contacto directo. Es importante el rol del personal de enfermería en el momento que el paciente se encuentra vulnerable”.

Su trabajo consiste en gestionar y administrar al personal de enfermería “para dar respuestas a la atención de los pacientes que ingresan para ser evaluados y atendidos en el sector destinado para tal fin. También intervengo en la atención directa de los pacientes”.

Por su parte, la auxiliar de la División Enfermería del CAP, Lic. en Enfermería cabo principal Karina López explica qué significa para ella ser enfermera: “me siento agradecida por la profesión que elegí y más el saber que puedo ayudar a las personas mediante la educación de las medidas de seguridad y prevención. A su vez, es gratificante escuchar el agradecimiento de los pacientes cuando se realiza un llamado telefónico para saber de su evolución durante su aislamiento”.

Entre los miedos más recurrentes en los trabajadores de la salud, surge la posibilidad de contagiar a los miembros de la familia. Para ello toman al pie de la letra todos los recaudos y las recomendaciones que se actualizan periódicamente: reciben capacitación continua sobre los procedimientos a seguir.

“El riesgo de contagio del personal sanitario es muy alto, porque formamos parte de la primera línea de atención, somos los más expuestos y entablamos un contacto estrecho. La aplicación y uso correcto de todos los protocolos que derivan para el correcto uso de los equipos de protección personal (EPP), lavado de manos y medidas de bioseguridad hace que el riesgo sea menor”, concluye la Lic. en Enfermería capitán Vanesa Molina.

Fuente: Dirección General de Salud


Imprimir


QUIENES SOMOS HISTORIAS DE NUESTRA GENTE NOTICIAS EN VUELO TV NOTICIAS EN VUELO DIGITAL HISTORIAL NOTICIAS EN VUELO CONTACTENOS